INICIAR SESIÓN / REGISTRARSE ENTRAR CON FACEBOOK
Oficina del Tiempo /
Los relojes más costosos de la historia /
noticias
Compra tus relojes en Oficina del Tiempo
15 de Noviembre de 2018

Los relojes más costosos de la historia

Existen relojes que se destacan por su diseño, estilos o color, otros por sus funcionalidades y  el reconocimiento de su marca, pero hay unos relojes que destacan por que son los relojes más costosos de la historia y en Oficina del Tiempo te los mostramos en la siguiente nota.

Desde su invención, los relojes han cambiado de aspecto a lo largo de la historia, no solo por la forma de medir el tiempo, sino también por su estilo. El primer reloj fue creado por los antiguos egipcios mediante un sistema de llenado de agua que se vaciaba en intervalos de tiempo y se le dio el nombre de Clepsidra o reloj de agua, sus sucesores fueron el reloj de sol, el reloj de arena de principios del siglo XIII y hasta 1657 se crea el reloj mecánico, tal como lo conoces ahora.

 

Junto a su evolución, los relojes fueron tomando fuerza y evolucionaron en su forma, colores y diseños, llegando al punto que importantes marcas quieran incursionar en su producción o los más expertos en éste sector hagan mejoras al punto de crear relojes de lujo que solo los más ricos del mundo o sus inventores pueden tenerlos y es por esta razón que te mostramos los relojes más costosos de la historia.

 

Graff Diamonds Hallucination

 

En el primer puesto de los relojes para mujer encontramos este caleidoscopio de un brillo excepcional que fue presentado en el Salón Mundial de Relojería y Joyería en Basel, Suiza – BaselWorld 2014- como uno de los relojes más costosos del mundo, su creador afirmó gastar miles de horas para completar el reloj, pues solo la selección de sus diamantes duró más de dos años y fue realizado personalmente por el dueño de la multinacional británica de Joyería Graff, Laurence Graff, y por su hijo, François Graff.

 

Este reloj ocupa la primera posición de los relojes de lujo más costosos de toda la historia, producido por la casa británica de diamantes Graff, esta pieza única tiene un valor comercial para 2018 de 55 millones de dólares; sus creadores lo consideran más que un reloj una obra de arte, pues tiene cientos de diamantes de 110 quilates de colores únicos para ésta joya como rojo, violeta, rosado, amarillo, entre otros, que lo cubren por completo.

 

El Hallucination es una obra del arte de la joyería y sus creadores buscaron impactar con relojes de ultra lujo que según Laurence Graff sea “una pieza maestra que celebre el milagro de los diamantes de colores”.

 

Graff Diamonds The Fascination

 

De la misma casa británica de joyería, Graff Diamonds, el reloj de lujo The Fascination, que en español traduce La Fascinación,  es una obra de arte de la joyería de relojes para mujer que tiene 114.83 quilates de diamantes sin color que según sus creadores “cada piedra ha sido cuidadosamente colocada para crear una obra de arte en 3D y mostrar la belleza intensa de los diamantes”.

 

Este reloj único de 40 millones de dólares, posee en el centro un diamante en forma de pera de 38.13 quilares que puede desprenderse para convertirse en un anillo, permitiendo que se genere lo que sus creadores quisieron al inventarlo “diseñar y crear la fascinación vista desde una importante joya”.

¿Creerías si te decimos que un reloj tardó 40 años en construirse? Pues es real y ya te mostramos su historia.

 

Breguet de Marie Antoinette

 

 

Aunque no lo creas, este reloj de lujo tiene un valor comercial de 30 millones de dólares y tardó 40 años en ser realizado, pero eso no es todo; detrás de su creación está la fascinante historia de su dueña. La reina de Francia de 1827 María Antonieta, quien tenía a un admirador conocido como Hans Axel Von Fersen, quien encargó este reloj en 1782 al relojero Abraham-Louis Breguet, quien desde ese momento ocupó gran parte de su tiempo para producir un increíble reloj de bolsillo.

 

Además del tiempo que tomó realizar este reloj de lujo, lo curioso de esta historia está en que el reloj tardó tanto en producirse que la reina no alcanzó a utilizarlo, pues fue guillotinada por sus lujos y excentricidades en momentos en el que su pueblo sufría hambre, por lo que el reloj terminó en un museo y fue valorado en 2013 por esta irrisoria suma. ¿Increíble, verdad? 

 

Patek Philippe Henry Graves Supercomplication

 

Este reloj de bolsillo es uno de relojes de hombre más costosos en el mundo, sus mecanismos son tan complicados y exactos que por ello se le conoce como “la supercomplicación”, sin embargo, su nombre real alude al banquero Henry Graves y tiene funciones únicas para su fecha de fabricación – 1933 – como el sonido de las campanas de Wetsminster, la hora de salida y puesta del sol, un calendario perpetuo, entre otras cosas.

 

El reloj ha sido subastado dos veces luego de la muerte de su propietario y se considera un reloj único por las funcionalidades que su creador logró sin ayuda de computadoras, pues tiene más de 1300 componentes en su interior, entre los que se incluyen: piezas individuales, tornillos, ruedas y más. En el año 2014 fue subastado por 24 millones de dólares, lo que lo convirtió en uno de los relojes de lujo más costosos de la historia.

 

El momento de elegir el tuyo

 

No cabe duda que existen relojes con valores irrisorios que son piezas únicas y solo 4 personas poseen en todo el mundo, sin embargo, existen relojes de lujo que no tienen nada que envidiarles por sus diseños, colores, materiales, funcionalidades y especialmente calidad. Si aún no sabes cuál de los relojes que te ofrece la Oficina del Tiempo es para ti, puedes contactarnos aquí y así lucirás un diseño con el estilo que te identifique.

CONTACTO
Compartir esta noticia
otras noticias
Conoce como elegir el reloj ideal para cualquier época
¿Cómo escoger el reloj ideal?...
Un reloj original es la perfecta oportunidad para dar un presente a esa persona especial, pero no todos son aptos para todas las personas, existen carac...
Leer noticia
Se ha agregado el producto al carro de compras
Seguir comprando Ir al carro de compras